La autonomía es uno de los valores más importantes en CREI, por lo que resulta fundamental profundizarla diariamente en los talleres. En Carpintería los concurrentes trabajan con diversas herramientas y diseñan sus propios productos, lo que contribuye a potenciar su autorrealización.